Peregrinación gastronómica a la comarca

La comarca debe convertirse en lugar de peregrinación gastronómica. Fisterra y Muxía son los destinos paganos y religiosos. En los pantagruélicos hay bastante más variedad. Uno de los lugares es Laxe, donde la noche del jueves se celebró una cena de la Gran Orden Gastronómica Costa da Morte, que ya ha recorrido otros lugares en busca de lo más suculento de cada lugar. Siempre terminan encontrándolo porque si hay algo que caracteriza este pedazo de tierra en el oeste gallego son los productos de la tierra y, sobre todo, del mar. Aquí vienen a buscar desde muchas localidades humildes patatas y regios percebes. Y si se habla de gastronomía hay que hacer hincapié en la necesidad de respetar tanto al producto como al cliente para que la zona continúe siendo atractiva.

Y lo es en las citas de la Gran Orden Gastronómica, cuyo invitado especial en el Restaurante Marisquería Zúrich fue el presidente de Portos de Galicia, José Juan Durán Hermida, que recibió el correspondiente diploma de manos de José Manuel Pato. También acudieron el profesor Ricardo García Mira y el excomisario del plan gallego contra la droga, Manuel Araújo Gallego. Germán López Pose amenizó la velada con su guitarra, en tanto que el mago Miguel Ángel realizó algunos números.

Fuente: La Voz de Galicia